Would you like to view our US Site?

Durante las últimas semanas hemos tenido bastante mal tiempo, pero es de esperar en estos mares del norte. Ha sido todo un reto para los pilotos del ROV pero para los “felices capturadores” ha sido increíble. Cada vez que las olas, o la corriente, eran demasiado fuertes para sacar el ROV, aunque solo fuera por diversión, conseguíamos una captura. Rápidamente, a ponerse los "Oompa Loompa", agua en las mangueras y  redes a punto para limpiar las capturas. Hemos conseguido unas 100 capturas, y más de 300 muestras que, una vez examinadas, han sido liberadas, secadas (en el caso de las conchas) o puestas en alcohol (animales vivos como gusanos, cangrejos y frágiles estrellas de mar). Debo reconocer que me encantan los suaves fondos marinos, en el fondo de mi corazón yace una niña a la que le encanta jugar con arena y barro. Y después, están todos los animales asociados con los distintos tipos de sedimentos marinos, yo tengo especial predilección por los anélidos (y, sí, algunas personas malvadas me han puesto el mote de “chica-gusano”). Siempre me ha fascinado el hecho de que puedes conocer el estado del medio ambiente si encuentras determinada especie y, en la península de Jutlandia hemos tenido la suerte de encontrar, entre otras especies, anfioxos o peces lanceta. Son especies que representan a los “primitivos” cordados, que también se utilizan como indicadores de una costa arenosa limpia y tosca y, por suerte, no hemos encontrado todavía ninguna de las especies indicadoras de un “medio ambiente contaminado”.

Así que aún hay esperanza para el mar del Norte :)

 

 

A continuación:

Next country

Leer el artículo siguiente