Would you like to view our US Site?

Blog Posts by: Silvia García

Continuamos hacia el E por la costa gallega, hacia el bajo Niebla, que se encuentra a 6,7 millas del Cabo Ortegal, mar adentro, a 100m de profundidad. Comprobamos de nuevo con el Olex, el programa que nos permite hacer un perfil batimétrico del fondo, que las profundidades reflejadas en la carta náutica no son muy acertadas. Son bastante más profundas de lo que ésta indica. Por otro lado, también indica la carta que el bajo tiene un pico a 59m de la superficie, que damos por falso, pues no aparece tras varios sondeos.

Nuestro segundo día filmando el bajo Bermeo ha sido muy especial. 3 rorcuales aliblancos (Balaenoptera acutorostrata) han estado más de 1 hora cerca del barco, incluso a 2-3 metros de nosotros. Estaban alimentándose, dos grandes y uno más pequeño, que es el que se nos ha acercado varias veces. Los adultos han sido menos curiosos. Este bajo demuestra ser un punto caliente para la vida en la zona, ya que vemos desde bancos de peces, delfines y aves marinas, todos alimentándose, hasta los propios rorcuales.

Salimos de Malpica camino hacia el bajo Baldaio, a sólo 3 millas de la costa. Los submarinistas van a bucear en el canal central que divide el bajo en dos partes. Hay que tener en cuenta que esto puede provocar que haya bastante corriente. La cota mínima de este bajo, siempre tenida en cuenta en la marea más baja del año, es de 9 metros. La inmersión se realiza entre 23 y 10m. Después nos dirigimos al banco Bermeo, a 4,5 millas de Punta de la Fruseira. A las 14:00 ya tenemos el ROV metido en el agua.

Hoy vemos bastante fondo, ya que hemos hecho dos inmersiones de ROV y dos de submarinistas, cubriendo las caras W, N y SE de las islas. La pena es que las del ROV han sido más cortas de lo previsto -solemos hacer 3 horas- y en este caso hemos tenido que sacarlo del agua porque teniamos una red abandonada delante, enganchada en una roca. Si enganchamos el ROV con la red quizás no podamos desengancharlo, y al trabajar a tanta profundidad podríamos perderlo totalmente. Es por esto que las redes, sedales, cabos, fondeos, nasas, etc.

Pues así es el Norte. Viento de fuerza 6, así que nos tenemos que quedar recogidos en puerto. Nosotros no podemos afrontar la tarea con estas condiciones, pero algunos cerqueros sí se pueden ver saliendo a faenar. Pasamos el día en el pueblo, y son muchos los lugareños que se interesan por el barco y por nuestra tarea en la zona.

Nos encontramos ya en las proximidades de las Islas Sisargas, un grupo de islas que no fueron incluidas en el Parque Marítimo-Terrestre de las Islas Atlánticas. Por tanto sus fondos no están protegidos ni la pesca en sus alrededores gestionada según intereses ambientales. La distancia que separa estas islas de las que sí están incluidas en el Parque es muy significativa, tanto que parece ser uno de los principales factores para su no protección, por parecer más difícil la gestión del conjunto. Así que nos disponemos a documentar estos fondos, para insistir en su protección.

La zona a grabar hoy es un bajo llamado Villar de Fuertes, a 12 millas mar adentro frente a la Ría de Muros. Sumergimos el ROV a 100m, encontrando en los 15 primeros metros de agua gran concentración de cinturones de venus (Cestus veneris), un ctenóforo que puede alcanzar hasta 1'5m de longitud. También hay alguna salpa (Salpa maxima). Durante 3 horas de inmersión pudimos grabar gran cantidad de especies en unos fondos de ripples de arena y roca plagada de vida.

Salimos a las 6:00 a.m. del puerto de Portosín. Nos dirigimos hacia un bajo situado muy cerca del bajo Villar de Fuertes, sin nombre conocido. Queremos llegar temprano para evitar que el viento del N, que se levanta a medio día más fuertemente, nos deje sin trabajar un día más. La montaña submarina tiene una acusada pendiente en su ladera sur.

Por fín hemos salido a trabajar, que dos días en puerto son demasiado y los nervios ya salían a flor de piel. La grúa arreglada, el ROV en ello estamos pero con buenas perspectivas y los buceadores tomando imágenes de gorgonias estupendas a 40m, que ya tocaba. Delfines mulares, comunes y hasta un tiburón peregrino (Cetorhinus maximus) de más de 4 metros que se ha escapado a nuestras cámaras, tenemos que ser mucho más rápidos la próxima vez.

Páginas